Los mosquitos no solamente son molestos sino que pueden transmitir enfermedades graves

El dengue es una enfermedad vírica transmitida por mosquitos que se ha propagado rápidamente en todas las regiones de la OMS en los últimos años.

En las últimas décadas ha aumentado enormemente la incidencia de dengue en el mundo. Según una estimación reciente, se producen 390 millones de infecciones por dengue cada año

 

El dengue es una infección causada por un virus transmitido por el piquete de un mosquito infectado. El virus del dengue se transmite por mosquitos hembra principalmente de la especie Aedes aegypti y, en menor grado, de A. albopictus. Estos mosquitos también transmiten la fiebre chikungunya, la fiebre amarilla y la infección por el virus de Zika.

 

El dengue no se transmite de persona a persona y es común en áreas cálidas y húmedas del mundo. Los brotes pueden ocurrir con más frecuencia en la época de lluvia.

 

El causante del dengue es un virus de la familia Flaviviridae que tiene cuatro serotipos distintos, pero estrechamente emparentados: DEN-1, DEN-2, DEN-3 y DEN-4. Cuando una persona se recupera de la infección adquiere inmunidad de por vida contra el serotipo en particular. Sin embargo, la inmunidad cruzada a los otros serotipos es parcial y temporal. Las infecciones posteriores (secundarias) causadas por otros serotipos aumentan el riesgo de padecer el dengue grave.

Existen dos tipos de dengue:

 

  • El dengue clásico, que no suele presentar muchas complicaciones, ya que el organismo tiende a recuperarse por completo con los cuidados adecuados.
     

  • El dengue grave (conocido anteriormente como dengue hemorrágico), que está causado por los sereotipos Den 1, Den 2, Den 3 y Den 4, cuyo período de incubación es de entre cinco y ocho días. Es una manifestación grave y puede causar la muerte del paciente porque pueden aparecer taquicardia, dolor en los huesos, hemorragias, alteración de la presión arterial, insuficiencia circulatoria o deshidratación.

Algunas veces, el dengue ocasiona hemorragias, que causan sangrado en la nariz, las encías o debajo de la piel, presentándose como moretones. También puede convertirse en síndrome de shock por dengue que causa sangrado masivo y shock. Estas formas de dengue ponen la vida en peligro.

Los signos y los síntomas más frecuentes conocido también como como “trancazo” o “fiebre quebrantahuesos”, aparecen después de un periodo de 4 a 7 días. Se presentan como:

  • Fiebre alta, posiblemente de hasta 105°F (40°C)

  • Dolor de huesos

  • Dolor de cabeza intenso (en la frente)

  • Dolor de ojos (que se incrementa al moverlos)

  • Erupción en la piel (parecida al sarampión)

  • Insomnio

  • sangrado leve en la nariz o las encías

  • Prurito (comezón)

  • Falta de apetito

  • Dolor abdominal

 

En casos graves: Hemorragia, convulsiones a causa de la fiebre y deshidratación severa

Existen varios exámenes que se pueden hacer para confirmar el diagnóstico de esta enfermedad, como un examen de laboratorio para medir el nivel de anticuerpos a través de una muestra de sangre, un hemograma completo o pruebas de la función hepática.

Para prevenirlo:

  • Usa ropa que cubra la mayor parte de tu cuerpo

  • No te expongas a la picadura de los moscos 

  • Usa repelente contra mosquitos

  • Usa un pabellón o tela que cubra tu cama por completo

  • Instala mosquiteros en puertas y ventanas

  • Evita que se acumule basura

  • No dejes recipientes donde se acumule agua

  • Lava constantemente contenedores de agua, así como tinacos y cisternas

  • Utiliza larvicidas en contenedores para eliminar larvas de mosco

  • Usa insecticidas especiales para eliminar el mosco en su fase adulta

Para disminuir el riesgo, cuando viaje a áreas donde hay dengue:

  • Use repelentes para insectos que tengan DEET

  • Utilice ropa que le cubra los brazos, las piernas y los pies

  • Cierre las puertas y ventanas que no tengan telas protectoras

Tratamiento

 

  • Seguir las recomendaciones de tu médico

  • Tomar abundantes líquidos

  • No exponerse a piquetes de mosco pues podrían transmitir la enfermedad a otras personas. Evitar la propagación

  • Guardar reposo

  • No automedicarse

Los gobiernos deben implementar campañas de descacharrización, que tienen como objetivo eliminar cualquier objeto en donde pueda reproducirse el mosco causante de dengue, zika y chikungunya y la población eliminar todo objeto como cacharros, botes, llantas en donde se acumule agua y así evitar que los mosquitos se reproduzcan en este medio.

 

Share on Facebook
Please reload

Entradas recientes
Please reload