Etiquetado de alimentos: Una nueva perspectiva.

Hoy en día se encuentra como tema de importancia nacional, la aprobación de un nuevo etiquetado en los alimentos y productos alimentarios a través de un Sistema de Etiquetado Frontal de Alimentos y Bebidas (SEFAB).

 

Este nuevo etiquetado, busca que de forma más sencilla podamos hacer elecciones dietéticas más conscientes, y seamos consumidores informados. Por Marien Garza, Miembro del Consejo Consultor de Nutriólogos de Herbalife Nutrition

 

Para prevenir el aumento de las enfermedades crónicas no transmisibles como Diabetes, Obesidad e Hipertensión, se ha recomendado disminuir el consumo de energía a partir de grasas saturadas, azúcares simples adicionales y sodio, los cuales se encuentran de manera frecuente en los productos alimenticios procesados en cantidades que contribuyen a exceder los límites máximos de ingestión diaria recomendada, lo que puede incrementar el riesgo de dichas patologías.

 

Desde el 2015, se sabe que los mexicanos “compramos” a través de productos alimentarios, la mayoría de las calorías diarias que ingerimos. Aproximadamente 21% de las calorías diarias totales, son obtenidas de las bebidas industrializadas. Y a este porcentaje hay que sumar el consumo de productos provenientes de panadería, lácteos, dulces y condimentos, que forman parte de la dieta habitual del mexicano.

 

En el caso de las etiquetas actuales, se recomienda revisar que los productos que compramos cuenten con algunos puntos básicos: Información Nutrimental, Ingredientes, Origen y Fecha de Caducidad. De preferencia buscar que presenten certificados de calidad y aval por organismos de salud y/o nutrición. Las palabras calidad, cantidad y consciencia, a la hora de elegir productos, deberían de ir de la mano.

 

Respecto a la Información nutrimental, ésta se encuentra en las Tabla de Información Nutricional y las Guías Diarias de Alimentación y puede ser confusa o difícil de entender. La Tabla de Información Nutricional, presenta nutrimentos, porciones por envase y tamaño de la porción. Se debe tomar en cuenta la porción, para consumir cantidades correctas del producto y no excedernos.

 

En cuanto a la parte de las Guías Diarias, se busca relacionar los nutrimentos de una porción de alimento, con su contribución en las calorías de dieta total diaria. El porcentaje de valor diario ayuda a determinar si un alimento es alto o bajo en nutrimentos y los valores de referencia que se utilizan se dan con base a una dieta de 2000 kcal (En México, la IDR se calcula con base a los valores establecidos en la NOM-051-SCFI/SSA1-2010 . Es por ello que las etiquetas se vuelven todo un ejercicio de orientación y educación alimentaria que en ocasiones no todo mundo logra comprender.

 

Es así como en Chile, Perú, Israel, entre otros países, han implementado un SEFAB como nueva herramienta para apoyar la orientación alimentaria al momento de comprar productos.  El etiquetado actual en nuestro país, se muestra en la figura 1; el etiquetado que se busca implementar emulará al que tiene Chile y otros países, como se muestra en la figura 2:

 

 

Las palabras claves son sencillez y claridad. En un futuro no lejano, se estará evaluando la efectividad de este cambio en pro de una mejor decisión en el consumo de alimentos y productos en México.

 

Share on Facebook
Please reload

Entradas recientes
Please reload